45 Ilustraciones de María Gómez con las que te Identificarás y Te Sacarán una Sonrisa

By Jose R December 26, 2023

This article was originally published on travelerdoor

María Gómez, como muchas otras personas de nuestra generación ha decidido respetablemente dedicarse al arte. Es una talentosa ilustradora quien nos relata de manera cómica situaciones por las que todos hemos pasado ¡y de alguna manera nos sentimos identificados con ellas! María logra captar la esencia de las vivencias que ha tenido a través de una viñeta y también de un corto texto. Después de emplear tanto esfuerzo, ha conseguido llegar al corazón de muchos y divertirnos con sus ocurrencias en su cuenta de Instagram @maria.gomez.ilustradora, que es donde podemos encontrar sus trabajos periódicamente. Lo realmente agradable es el nivel de comprensión y empatía que ella muestra en su arte, ¡y no sólo eso! Además de hacernos reír, dentro de nosotros mismos nos hace reflexionar sobre la naturaleza de la sociedad. Acompáñanos en este artículo donde te hablaremos de algunas de sus ilustraciones más divertidas y bonitas de la artista.

Acá puedes enviarme tu opinión

Constantemente a través de las redes sociales y en nuestra vida cotidiana nos encontramos con comentarios desagradables disfrazados de opiniones constructivas acerca de cómo lucimos. Además de ser algo que jamás pedimos, lastima el autoestima de muchas personas que luchan con los prejuicios y estándares impuestos por la sociedad.

Créditos: Instagram / @maria.gomez.ilustradora

María, de una manera graciosa y que también genera confianza a las personas nos da este mensaje en la ilustración que vemos. En muchos casos podemos tomarnos las cosas con humor para no dejarnos influenciar por las opiniones negativas de personas criticonas, que siempre estarán por algún lado.

Fiel consejero

Muchas personas hemos llegado al punto en el que nos sentimos cansados de los demás y queremos espacio. Nos gustaría cerrar nuestros oídos por un rato y perdernos de las redes sociales e incluso de nuestros familiares. Pero aún así, necesitamos algo de compañía, y no hay mejor compañía que una mascota.

Créditos: Instagram / @maria.gomez.ilustradora

Siempre leales, nos sentimos a gusto de poder amar a un ser sin que este nos señale o dirija críticas, en la comodidad del hogar. Un gato puede ser una compañía fantástica, y María logra expresarlo claramente en esta ilustración.

Menos  flores y más comida

Era bastante común en un pasado encontrarnos con “caballeros” y escuchar relatos de nuestras abuelas o personas mayores de cómo eran de románticas las cosas en un pasado. Flores, chocolates, cartas, demás para conquistar a una mujer y así ganar su corazón.

Créditos: Instagram / @maria.gomez.ilustradora

Pero ahora las cosas son un poco diferentes. Una flor siempre será un bonito detalle, pero vamos a ser sinceros, ¡todos amamos la buena comida! Y sobre todo los dulces, el helado, y la tarta. No hay mejor combinación para conquistar a tu persona querida que todas estas juntas.

Pero… ¡le gusta leer!

El romanticismo que encontramos en los libros puede dejarnos fuera un rato de lo que es la realidad, que a veces es un poco pesada de llevar en nuestra vida cotidiana. Muchas personas tienen un alma sensible que anhela enamorarse de alguien como en las novelas que solemos leer.

Créditos: Instagram / @maria.gomez.ilustradora

Ese tipo de personas suele dejarse llevar o sentirse atraídos por personas que comparten gustos. Se imaginan que tal vez sean igual de románticos, y la idea es muy atractiva, ¡pero no siempre se consigue el resultado deseado! Y como María relata en esta viñeta, el corazón no siempre entiende razones.

Altibajos de la vida

Esta viñeta nos relata algo que muchas personas en algún momento comprenderemos, una verdad tan sencilla que a veces obviamos en los malos momentos. La vida es un conjunto de altibajos, a veces podemos sentirnos bien, otras puede que nos vaya mal.

Créditos: Instagram / @maria.gomez.ilustradora

Muchas veces en los malos momentos sentimos que tenemos la peor de todas las suertes del mundo y que jamás saldremos de eso. Pero como pueden observar, hay personas que se sienten con el poder de decidir quién vende los boletos. En efecto, la vida es como una noria.

Arte contemporáneo

Hay personas en esta vida que son como el arte contemporáneo para nosotros. Por más que nos gusten, parece que no podemos entender por qué actúan de la forma en la que actúan. Son indescriptibles para nosotros, pero al mismo tiempo nos atraen hacia ellos, con la intención de conocer sus misterios.

Créditos: Instagram / @maria.gomez.ilustradora

En esta viñeta María también nos relata que algunas relaciones son más complicadas de lo que parecen. Todos alguna vez nos hemos sentido atraídos por alguien con quien sabemos que probablemente no vamos a congeniar jamás, pero nuevamente ¡El corazón no entiende razones! A veces deberíamos escuchar más a nuestro cerebro.

Enamorarse y enamorarse 

Cómo anteriormente mencionamos, a veces no escuchamos mucho las señales que nos manda nuestro cerebro, esas red flags que instintivamente podemos reconocer en algunas personas. Pero ¡Qué necio es el corazón! Que a veces se empeñan donde no debe empeñarse.

Créditos: Instagram / @maria.gomez.ilustradora

Es linda la manera tan impulsiva e instintiva que tiene nuestro apasionado corazón en reaccionar, pues a veces es él quien nos motiva a continuar. Pero en muchas ocasiones es mejor que este se lleve bien con nuestra razón y de esa manera poder protegernos de los peligros de la vida. Después de todo, ambos quieren nuestra felicidad.

Mundo interior

Existen personas en el mundo que tienen un gran y rico mundo interno, aquellas que puedes observar calladas y analíticas están llenas de sorpresas. En muchas ocasiones son tildadas de aburridas por los demás, o demasiado emocionales. Pero la verdad es que estas personas aguardan mucha belleza.

Créditos: Instagram / @maria.gomez.ilustradora

Pero no siempre cargar con todas estas emociones y particular forma de ver el mundo es algo positivo para nosotros mismos. Al ser personas en constante construcción y reflexión internas es normal encontrarnos con muchos conflictos internos, y esto es lo que María quiere representar en esta bonita viñeta. Nunca te avergüences de ser como eres.

Leer juntos

Una de las cosas más bonitas de tener pareja es compartir esas intimidades juntos que nos recarga las baterías después de un día agotador. Existen todo tipo de parejas y todo tipo de actividades que se pueden hacer juntos y divertirse.

Créditos: Instagram / @maria.gomez.ilustradora

En este caso, ¿a quién no le gusta leer un buen libro? Y escuchar la voz de la persona que tanto amas leerlo puede llegar a ser muy relajante y una actividad que seguramente los vinculará aún más a fondo.

Nada mejor que estar en casa

¿Quién no ha estado terriblemente aburrido en medio de una reunión social? Habemos personas más sociables, y otras que simplemente prefieren la calma. ¡Está bien! El mundo está lleno de diversidad y de personas que prefieren la comodidad del hogar.

Créditos: Instagram / @maria.gomez.ilustradora

Esta imagen en particular es muy linda y cómica, porque los gatitos ciertamente son adorables siempre. Además relata aquellos momentos en los que nos arrepentimos de haber salido, nos sentimos nostálgicos y extrañamos el hogar. Muchas veces quisiéramos salir corriendo a nuestra cama y entonces todo mejoraría.

Está bien no estar bien

Seamos honestos, ¿quién no ha pasado por un mal momento alrededor de su vida? Uno donde quizá sintamos que no podamos más, y sólo queremos descansar sin que nadie nos vea. Es necesario descansar y tomarnos un tiempo para nosotros mismos siempre.

Créditos: Instagram / @maria.gomez.ilustradora

Sólo hacernos bolita está bien, no le debemos explicaciones a nadie de lo que hagamos o dejemos de hacer ni cómo soportamos nuestros malos momentos. Así que, calma, es normal un día simplemente querer hacerse bolita y olvidarse del mundo ¡está bien no estar bien!

Semana cansada

Algo por lo que todos pasamos es por ese molesto cansancio acumulado entre semanas del que no podemos salir ni escapar. Es terrible sentirse tan agotado, pero no podemos dejar atrás nuestras responsabilidades y aun así hacemos lo mejor que podemos con ellas.

Créditos: Instagram / @maria.gomez.ilustradora

María relata perfectamente esos momentos en los que el mundo se detiene y nos damos cuenta de que estamos agotados del trabajo. Esto no precisamente debe ser negativo, ya que al darnos cuenta podemos consentirnos con algún gusto y descansar de la manera en que podamos para optimizar nuestra semana.

Limón seco

Esta es una manera particularmente bonita y graciosa de representar a las personas que siempre nos han ayudado en nuestros peores momentos. María logra captar en esencia una situación cómica de nuestro día y lo vuelve algo tierno que nos hace decir “Awww”.

Créditos: Instagram / @maria.gomez.ilustradora

Sin duda hay  personas que son como ese limón seco en nuestras vidas, que siempre miramos y están ahí para nosotros aunque no los necesitemos en ese momento en específico. Debemos agradecer por conocerlos y hacerlos sentir queridos por estar ahí para nosotros.

Conversaciones que nutren

¿Alguna vez has conocido a una persona con la que sientes que conectas intelectualmente? Hay personas con la que podrías hablar por horas y todo estaría mejor porque te hacen sentir bien con tu día y con tu vida, es muy bonito.

Créditos: Instagram / @maria.gomez.ilustradora

Sin duda alguna compartir nuestros mundos con otras personas es una de las cosas realmente hermosas y que valen la pena de existir. Quizá haya personas que se sientan “grises” cuando hablamos con ellas, pero hay otras que nos llenan de colores.

Café, café y más café

La mayoría de las personas consume café en las mañanas para optimizarse y empezar el día. Todos amamos una buena taza de café caliente que nos aclara nuestros pensamientos. Pero la verdad es que muchas veces abusamos de este bastante.

Créditos: Instagram / @maria.gomez.ilustradora

Para empezar el día, en las tardes e incluso en las noches tomamos café y muchas veces no lo podemos controlar. Es nuestro fiel compañero y nos ayuda a estar enérgicos, pero como dicen por ahí “son malos los excesos”.

No arruines mis vibras

Muchas veces en la vida nos encontramos con personas que parecen no soportar que estemos felices e intentan arruinarnos con sus vibras negativas, es lo normal. Pero hay ocasiones más complicadas donde nos encontramos con personas que quizá sean buenas pero no logramos congeniar.

Créditos: Instagram / @maria.gomez.ilustradora

Lo mejor en esos casos es darse vuelta y seguir con nuestras vidas. No tiene sentido intentar cambiar a los demás, ellos son así por alguna razón y no dejaran de ser como son al menos que ellos mismos tomen la decisión de cambiar. Entonces, si no hay conexión, no tenemos por qué molestar a los demás. Hay miles de personas en el mundo.

¡No voy a cambiar!

A veces nos topamos con personas buenas, malas y otras un tanto inmaduras. Es complicado de aceptar que existen personas que no son capaces de ver sus errores ¡lo que es peor! No hacen nada para remediar estos y continúan igual.

Créditos: Instagram / @maria.gomez.ilustradora

Ciertamente es desagradable, pero alguna vez nos toparemos con alguien así. Y aunque sea natural, no podemos evitar enojarnos con la excusa de “Yo soy así”.  Debemos salir de nuestra zona de confort y cuestionarnos para poder crecer como personas, ¡o siempre estaremos igual! Además, eso es aburrido.

¡Cómo te extraño!

Esta ilustración definitivamente es muy bonita. Todos hemos extrañado a alguien al punto de querer llorar en algún momento de nuestras vidas. Y es cuando más nos hace falta esa persona que extrañamos cuando más la apreciamos y queremos su presencia.

Créditos: Instagram / @maria.gomez.ilustradora

Extrañar no siempre es malo, muchas veces saca sentimientos muy hermosos en nosotros. Podemos expresarlo a través del arte o enviarle un mensaje a esta persona. Lamentablemente, no siempre es el caso que aún podemos contactar con esa persona, pero nos aguardan bonitos recuerdos que construir.

El amor es ciego

¡Y cuan cierto es este título! Tan cierto que siempre pensamos en ello pero siempre parece que se nos olvida. Ponemos nuestra atención en alguien que posiblemente no la ponga en nosotros, y no nos damos cuenta de que realmente no le interesamos.

Créditos: Instagram / @maria.gomez.ilustradora

Muchos hemos estado aguardando por un mensaje y una señal de humo por parte de esa persona ¡algo! Pero no obtenemos nada. Lo curioso es que poco después nos damos cuenta de que realmente no le interesábamos, pero en el fondo ya parecíamos saberlo. Pero nuestro corazón no entiende nuestras señales.

Teniendo prioridades

En algún punto de nuestras vidas hemos entablado relaciones de cualquier tipo con otras personas que nos terminan haciendo sentir mal. Es natural, habrán personas que nos corresponderán como otras que no lo harán, como ley de vida podemos experimentarlo.

Créditos: Instagram / @maria.gomez.ilustradora

La cuestión es cuando llegamos a sentirnos incómodos y tristes porque le damos demasiado a los demás. Siempre es bueno dar y compartir por elección propia cuando nos sobra, pero no está mal esperar que sea reciproco. Todos merecemos ser queridos y amados de la manera en que nosotros damos a los demás.

Pensándote mucho

Qué bonito es estar enamorado, y qué bonito es ser correspondido también. Una de las cosas que hacemos mucho cuando estamos enamorados es pensar y pensar en esa persona amada. Y vaya, nos sentimos tan bien cuando sabemos que están pensando en nosotros y nos guardan.

Créditos: Instagram / @maria.gomez.ilustradora

Cuando es una persona que le hace bien a nuestra vida nos sentimos felices y agradecidos de tomar inspiración en nuestro día a día. Cuando pensamos en alguien que queremos nos motivamos a vivir mucho mejor por nosotros mismos, ¡así es la vida!

Miedo a volar

Esta es una ilustración muy inspiradora. Todos hemos querido hacer algo pero hemos tenido miedo de hacerlo alguna vez. Quizá hay decisiones radicales en las que no podemos volver atrás y eso nos aterra como personas, ¡pero no es tan malo!

Créditos: Instagram / @maria.gomez.ilustradora

Me he encontrado en muchas situaciones de mi vida en las que he tenido tanto miedo y después de intentarlo no puedo creer que haya estado asustada. Todos debemos volar en algún momento y no deberíamos impedírnoslo a nosotros mismos. A veces, cuesta tener un poco de valor, pero vale la pena.

Doble caras

¿Quién no ha conocido a una persona hipócrita? Son esas personas que miras hablando mal de otras, y luego la ves junto a la persona que critican. O incluso esas personas que hablan mal de algún acto, y luego lo hacen ¡qué molesto!

Créditos: Instagram / @maria.gomez.ilustradora

Esas personas que dicen ser tus amigos y luego te destruyen a tus espaldas, no hay nada peor. Cuesta mucho reconocerlas porque suelen tener el papel de agradables, pero lo mejor es sacarlas cuanto antes de nuestras vidas ¡y muy rápido!

¡Ahogados!

Cuando tenemos malos ratos casi siempre aparece una persona que quiere minimizar nuestros problemas o hacernos sentir tontos por no poder resolverlos. La típica frase de “en el mundo hay mayores problemas” es muy hiriente. Pero en algún punto debemos detenerlos.

Créditos: Instagram / @maria.gomez.ilustradora

El que tengamos problemas que sean más chicos que otros no los hace menos, ni a nosotros por no poder. Está perfectamente bien equivocarnos porque el proceso de aprendizaje de cada ser humano es diferente, ¡no hay más que decir! Así que conviene alejarnos de las críticas de ese tipo de persona.

Nudo en la garganta

Qué horrible sensación de cuando nos sentimos tan mal que estamos agobiados e inundados por nuestros propios sentimientos. Muchas veces no le encontramos explicación o las palabras para definir todo lo que estamos sintiendo en ese preciso momento ¡y es tan agotador tener que cargar con eso!

Créditos: Instagram / @maria.gomez.ilustradora

Se nos hace un nudo en la garganta e incluso en la mente, se nos pone en blanco. Es necesario tomarnos un tiempo para descubrir qué es lo que nos pasa y darle algo de forma a esos sentimientos que nos están agobiando. No desesperarnos es difícil, pero es parte de aprender a aceptarnos y ser pacientes con nosotros mismos.

Introversión

No todas las personas son tan abiertas y expresivas como les gustaría, pero eso no tiene por qué suponer un problema. Muchos piensan que el hecho de que una persona sea callada supone que tenga un problema, cuando no es así.

Créditos: Instagram / @maria.gomez.ilustradora

Comúnmente, se asocia más la introversión con la timidez ¡y son cosas diferentes! Así que cuando te topes con alguien reservado, ten en cuenta que esta persona siente y piensa con intensidad. El silencio no supone que seamos poco profundos o no tengamos intereses. Simplemente, todos somos diferentes.

¡Sube el volumen!

La música definitivamente es uno de los placeres de la vida y de los mejores inventos de la humanidad. Te hace sentir comprendido, te escucha, te sana como otros quizá no puedan en ese momento. Y eso es maravilloso, tener esa clase de consuelo.

Créditos: Instagram / @maria.gomez.ilustradora

Es que a veces no hace falta enfrascarnos en nuestros pensamientos. En ocasiones estamos tan estresados que es muchísimo mejor sólo poner un poco de música y relajarnos. Así que, ¿por qué no olvidamos los problemas un rato y escuchamos música? Es terapéutico.

Sencillez brillante

Esta ilustración es divertida y definitivamente refrescante. En primer lugar, todos amamos un buen sándwich, y en segundo lugar amamos a las personas que son optimistas y sencillas. A veces, entre tantas complicaciones de la vida, necesitamos una bocanada de aire fresco, o una de pan.

Créditos: Instagram / @maria.gomez.ilustradora

Este tipo de personas nos alegra la vida, tengamos la relación que tengamos porque con ellos nos sentimos libres de ser nosotros. La comparación con un sándwich es simplemente adorable y deliciosa, como podemos notar en esta viñeta tan particular.

Las redes sociales y la bondad

En las redes sociales la mayoría de las personas muestra sólo su mejor cara. Realmente a veces nos sentimos mal con nuestras vidas porque todos parecen tener vidas fabulosas. Pero ¡eso no es realista! Buscamos la forma de mejorar diariamente.

Créditos: Instagram / @maria.gomez.ilustradora

No podemos ser perfectos, y es enfermizo querer siempre serlo. Así que, mejor vamos por la vida con humildad intentando ser buenos en lo que podamos. En nuestra vida cotidiana podemos realizar buenas acciones, no sólo a través de una pantalla.

Café, vino y  ropa negra

¿Cuál es el mejor amigo de las mujeres? Sinceramente, al contrario de lo que piensa la mayoría, no son las joyas. Muchas tenemos una vita atareada y ajetreada, ¡vivimos del café! Nos ayuda en las cansadas mañanas cuando no queremos ir a trabajar.

Créditos: Instagram / @maria.gomez.ilustradora

No hay nada mejor que vestir de negro, combina con todo y jamás pasa de moda. Hace ver a tu figura más estilizada, y mucho más esbelta. Si quieres regalar una prenda a una chica, lo mejor es que sea negra. Y para concretar, un poco de vino que siempre nos alegra el alma.

La zona de confort

Todos hemos escuchado alguna vez esos consejos sobre salir de nuestra zona de confort. En general, es una buena idea siempre, y se aprecia la intención. Pero muchos realmente no se detienen a observar las condiciones de los demás al decirlo.

Créditos: Instagram / @maria.gomez.ilustradora

Dar consejos es un arte en el que pocos son buenos. Porque, principalmente para dar consejos efectivos debemos “ponernos en los zapatos” de otros. La próxima vez que pensemos en decir esto, analicemos si realmente estamos conscientes de las condiciones ajenas.

Sensibilidad

A veces nos despertamos y nos encontramos de un humor extraño o simplemente no estamos de buen humor. Otros pueden toparse con nosotros en ese momento no tan especial, y preguntarse qué nos pasa. Las emociones se desbordan a flor de piel.

Créditos: Instagram / @maria.gomez.ilustradora

Hay quienes pueden lidiar con eso, y hay quienes no pueden hacerlo. Nadie tiene la culpa de esos días, pero sin duda las personas que nos quieran sabrán apreciar nuestro lado sensible sin hacernos sentir mal. Así que no te preocupes, está bien estar sensible y querer tu espacio.

Memes de gatos

Estamos navegando por las redes sociales y súbitamente encontramos memes de gatitos. Y es que, ¿quién no ama a los gatos? ¡Internet los ama! Son fieles compañeros que esconden comportamientos muy cómicos, material de memes. Esta viñeta refleja lo que a veces sentimos como dueños.

Créditos: Instagram / @maria.gomez.ilustradora

Ya quisiéramos que nuestro minino supiera hablar, y poder enseñarle memes que nos recuerdan a él. Aunque en realidad, pensándolo bien, puede que tampoco le den risa ¡pero qué divertido sería ver sus caras! Y qué interesante lo que tendrían para decir.

Problemas de pestañas

Esta es una situación con la que cada mujer puede sentirse identificada o en la cual has estado alguna vez. El maquillaje no es fácil, y queremos salir lo más presentables posible para la cena que tengamos o el evento al que vayamos.

Créditos: Instagram / @maria.gomez.ilustradora

El maquillaje puede tomarnos hasta horas en hacerlo, y es muy molesto cuando ocurren estos accidentes. Podemos arruinar nuestro trabajo en cuestión de minutos. Aunque parezca pequeño, esta viñeta lo refleja exactamente y de una manera muy divertida en la que podemos reír.

¡Eres el objetivo de mis memes!

El romance ha cambiado así como cambian las generaciones, y ahora las estrategias de conquista son diferentes. Ya no se trata de todo el tiempo vernos en persona, lamentablemente para algunos, es así como funciona ahora y debemos adaptarnos pronto.

Créditos: Instagram / @maria.gomez.ilustradora

Pero ahora tenemos el mejor recurso para hacer llegar un mensaje con pocas palabras, y estos son los memes. Con un meme podemos darle a entender a aquella persona que nos gusta, o que estamos interesados de una manera un poco más indirecta.

El mejor amor empieza desde la amistad

Las personas a veces buscamos el amor en donde no debemos. Creemos que debe ser todo súper romántico, y a veces construimos relaciones en base a la idealización de la otra persona y no a lo que realmente es. A veces tampoco conocemos a la persona con la que salimos.

Créditos: Instagram / @maria.gomez.ilustradora

En esencia, el verdadero amor empieza desde las relaciones que construimos en base a la amistad. No hay nada mejor que tener un buen amigo, y que este sea también tu pareja. Jugar y hacer las cosas que hacemos en amistad, pero con nuestra pareja ¡es un sueño hecho realidad!

Qué nervios

En esta publicación se refleja los indicios del amor. Cuando conocemos a una persona especial y tememos de lo que podrá decir de nosotros o cual sería la impresión que tendría de nosotros. Es muy común sentirnos como si no pudiésemos mover las piernas.

Créditos: Instagram / @maria.gomez.ilustradora

Qué linda situación aunque a veces no sepamos que hacer y hagamos actos ridículos. Tartamudear, balbucear e incluso ser demasiado obvios. Son momentos adorables de los cuales nos podemos reír. Así que, ¿por qué no tomar una situación con gracia?

El mar de tu indiferencia

El mundo de internet nos facilita bastante conocer personas afines y quizá encontrar intereses románticos. Pero nadie nos asegura realmente si la persona estará interesada en nosotros. Ahora más que antes podemos descartar a alguien con facilidad cuando no estamos conformes.

Créditos: Instagram / @maria.gomez.ilustradora

Por eso nos conviene a todos estar preparados para lo peor, el visto. Hay personas que ni siquiera tienen la decencia de decirnos que no les importamos, sólo basta con clavar un visto para dar el mensaje que queremos dar y es suficiente. Entonces preparémonos para tales situaciones.

Menos realista, más metafórico

En la vida nos encontramos con personas románticas y también con personas más pragmáticas. Dicen que los opuestos se atraen, pero puede haber complicaciones a largo plazo cuando dos personas así intentan unir sus vidas e intereses. Pero, a veces tampoco es problema eso.

Créditos: Instagram / @maria.gomez.ilustradora

Aún con eso, podemos disfrutar de mágicos momentos cálidos de las personas con nuestros seres amados. No es necesario que todos seamos iguales para sentir afinidad, y eso es ciertamente hermoso. Son momentos únicos que podemos recordar por siempre y para siempre.

Amiga, date cuenta

Esta viñeta hace referencia a una de las series que todos hemos visto alguna vez. Siendo sinceros, si fuésemos amigos de March en la vida real también le diésemos un consejo como este. Puede ser una serie muy graciosa, pero en la vida real sería algo distinto.

Créditos: Instagram / @maria.gomez.ilustradora

Seamos honestas, ¿a quién le gustaría casarse con un hombre así? Creo que a nadie. A pesar de que tiene lindos sentimientos ¡es un desastre! Y lo curioso es que también podemos toparnos con personas así en la vida real. Desearíamos ya decirle eso a sus esposas.

Sí que sería un mejor día

Todos somos conscientes de la lucha femenina desde hace muchos siglos por sus derechos. Es una realidad que no podemos obviar, aunque haya personas que quieran hacerlas menos, como en todos lados. Definitivamente esa es una situación muy triste de ver.

Créditos: Instagram / @maria.gomez.ilustradora

Pero podemos conocer a personas que sean distintas, solo es cuestión de encontrarlas. Y si queremos el compañero perfecto este siempre deberá ser respetuoso y empático con el sexo opuesto. Como toda persona debería de ser. Así que, no perdamos el tiempo con personas así y que salga el sol.

El tamaño importa

Ya dejemos atrás los mitos que intentan menospreciar a las personas. En esta viñeta podemos tomar con humor una de las frases más escuchadas entre el público femenino. Y es lamentable que algunas personas piensen de esta manera que es un poco discriminatoria.

Créditos: Instagram / @maria.gomez.ilustradora

¡El tamaño sí importa! Pero cuando se trata de una buena copa de vino, o quizá una hamburguesa. Tomemos la situación con humor, ¿a quién no le gusta la buena comida? Es uno de los placeres que aguarda la vida. Y es mucho más placentero con una buena copa de vino.

Temporada pesada

Todos hemos pasado por un periodo de depresión o en que tenemos ánimos muy bajos. Deberíamos aceptar que es algo que les ocurre a todas las personas alguna vez. Esos días en los que nos preguntamos el sentido de todo y no le encontramos motivación a nada.

Créditos: Instagram / @maria.gomez.ilustradora

Nos sentimos tristes, abandonados y quizá solos. Creemos que esos momentos son eternos, pero en realidad no. María empatiza muy bien en esta viñeta y ayuda a normalizar las emociones no agradables de los seres humanos como parte de la vida.

Dando vueltas

Hay una lección que todos deberíamos aprender para evitarnos el estrés excesivo. Ya tenemos suficiente con nuestro día a día como para preocuparnos por otras cosas. El trabajo, la familia, nuestras responsabilidades. A veces simplemente todo es demasiado para soportar.

Créditos: Instagram / @maria.gomez.ilustradora

Sencillamente no deberíamos detenernos a pensar en muchas cosas que ocurren. En la vida pasan cosas que no tienen sentido y además no podemos controlar. La cantidad de estrés que tenemos a veces por pensar en ellas es innecesaria. Estresarse puede causar estragos en la salud mental y física.

Más comida, menos plática

Estamos en un siglo donde ya todos deberíamos saber que la felicidad empieza por nosotros mismos. El mito de la media naranja pasó a la historia y ya no lo necesitamos para consolarlos. Este siglo está lleno de mujeres y hombres independientes.

Créditos: Instagram / @maria.gomez.ilustradora

En lugar de preocuparnos porque llegue alguien a hacernos felices, deberíamos buscar alguien con quien compartir nuestra felicidad. Así que, ¿quién no rompe el hielo con una pizza? Sería una situación fantástica para variar. Más comida, más acción, más diversión.